Senadora Elizabeth Warren vuelve a atacar a las criptomonedas

0
783

Este miércoles, en el Comité de Banca, Vivienda y Asuntos Urbanos del Senado de Estados Unidos, durante una audiencia del comité completo que trataba sobre “Contrarrestar a China: promover la seguridad nacional, la seguridad económica y la política exterior de EEUU”, la senadora Elizabeth Warren, atacó nuevamente a la industria de las criptomonedas.

La senadora demócrata por el estado de Massachusetts, hizo duros comentarios contra las criptomonedas relacionados con la crisis de opioides en el país, que ha causado el contrabando de fentanilo proveniente desde China y terminó haciendo un llamado para que el gobierno estadounidense prohíba la circulación de criptoactivos por su uso en la industria de esta droga.

En plena audiencia, Warren citó los informes recientemente publicados por la empresa Elliptic, que detallan cómo al menos unas 90 empresas con sede en China comercializan y exportan precursores necesarios para la fabricación del fentanilo, aceptando pagos en criptomonedas como bitcoin (BTC) y Tether (USD₮), entre otras.

La senadora Warren prácticamente acusó a la industria de las criptomonedas de financiar a los laboratorios de fentanilo, cuando dijo: “[Las criptomonedas] están ayudando a financiar el comercio de fentanilo, y tenemos el poder para acabar con eso… ¡Es la hora!

Es por ello, que Warren anunció que volverá a presentar su Ley bipartidista contra el lavado de dinero de activos digitales, un proyecto de ley que según la senadora, sería clave para cerrar “las lagunas en las normas contra el lavado de dinero, evitando que los proveedores de drogas y los cárteles usen criptografía para facilitar sus negocios ilegales”.

Elizabeth Rosenberg, subsecretaria de Financiamiento del Terrorismo y Delitos Financieros del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, presente en la audiencia, respondió a la senadora Warren, confirmando que cerrar las lagunas en las reglas contra el lavado de dinero, podría ayudar para tomar medidas enérgicas contra los proveedores de drogas chinos y los cárteles de drogas que pagan con criptomonedas.

Este proyecto de ley bipartidista, de acuerdo con Rosenberg, brindaría a los reguladores herramientas más sólidas para abordar el uso de las criptomonedas en el comercio de fentanilo. Dicha iniciativa será presentada nuevamente ante el Congreso una vez que se afinen ciertos detalles.

Esta preocupación nace por el hecho que ese país, desde hace algunos años está atravesando por una epidemia de muerte a causa del consumo de fentanilo, que hasta ahora no ha podido ser detenida por las autoridades.

Según estudios de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, «por sus siglas en inglés»), las muertes por sobredosis de opioides, incluidos los opioides recetados, la heroína y los opioides sintéticos (como el fentanilo), se han multiplicado por más de ocho desde 1999.

Pero, las sobredosis de opioides mataron a casi 69.000 personas en 2020, y más del 82% de esas muertes involucraron opioides sintéticos como el fentanilo, en un país donde han muerto más de 932.000 personas desde 1999 a causa de una sobredosis de drogas.

De hecho, el consumo de fentanilo fabricado ilícitamente que se mezcla con heroína o se vende como heroína, con o sin el conocimiento de los usuarios, se ha convertido hoy en día en una de las principales causas de muerte entre personas con edades que van de los 18 a 45 años.

La mayoría de los aumentos en las muertes por fentanilo en los últimos tres años involucran directamente a este fentanilo fabricado ilícitamente, por lo que se ha convertido en una crisis de salud pública que continúa expandiéndose en tamaño y alcance en los Estados Unidos, de acuerdo a los CDC.

De allí que el revelador informe publicado por Elliptic una firma de análisis de blockchain con sede en Londres, que fue empleado por la senadora Warren en su discurso, indicó que los proveedores de China “no mostraron preocupaciones sobre cómo se usaría el químico, y algunos explicaron que era su producto más vendido y que podría usarse para producir fentanilo”.

Mientras que “otros mencionaron deliberadamente que lo habían vendido a clientes en México. Cuando se le preguntó si estos clientes con sede en México pagaban con criptomonedas, uno respondió: Siempre usan USDT o Bitcoin para pagar. No hay problema”.

Además, de esos fabricantes de productos químicos chinos que acordaron suministrar el precursor de fentanilo a los investigadores de Elliptic, al menos el 90% proporcionaron una dirección de billetera de criptomonedas para el pago, eligiendo a BTC como la moneda más usada, seguida de USD₮, la stablecoin del dólar estadounidense.

Durante el análisis blockchain que hizo Elliptic a esas direcciones de billeteras suministradas, se pudo constatar que habían recibido miles de pagos en criptomonedas, por un total de poco más de 27 millones de dólares, registrando un aumento del 450% anual en pagos a estos proveedores de productos químicos.

El informe añade que al colocar esa cantidad en perspectiva, esos “27 millones de dólares podrían comprar suficiente precursor para producir pastillas de fentanilo con un valor en la calle de 54 mil millones de dólares, lo que podría generar enormes ganancias para los distribuidores del producto terminado”.

Lo revelador de estos números del informe de Elliptic, es que “el comercio de fentanilo es extremadamente rentable para los cárteles de la droga que venden el producto terminado y extremadamente peligroso para quienes lo consumen”.

Y quizás como dato más oscuro, la investigación de Elliptic concluye que la cantidad de precursores vendidos por esos laboratorios, sería suficiente para fabricar tanto fentanilo como para matar por sobredosis a todas las personas del planeta.

En otro informe publicado por la firma de análisis blockchain Chainalysis, también sobre el comercio de fentanilo y los pagos en criptomonedas que reciben los laboratorios chinos desde billeteras controladas por los carteles en Latinoamérica, se encontró una correlación entre los pagos y las incautaciones mensuales en la frontera de Estados Unidos.

Asimismo, la firma Chainalysis demostró que las direcciones de billeteras asociadas con los vendedores chinos de precursores químicos del fentanilo, habían recibido más de 37,8 millones de dólares en criptomonedas desde 2018.

Por otro lado, Chainalysis también verificó la actividad del mercado Darknet debido a que podía proporcionar información útil sobre los patrones de tráfico de fentanilo en los Estados Unidos y encontraron que “los volúmenes de transacciones del mercado Darknet, excluyendo Hydra, el mercado masivo con sede en Rusia que fue cerrado por las fuerzas del orden público en 2022, aumentaron entre junio de 2011 y marzo de 2023”.

Estos dos informes, mostraron cómo los laboratorios chinos a pesar de no vender fentanilo directamente, luego de las presiones realizadas por el gobierno estadounidense a China, ahora se dedican a suministrar los precursores para producirlo, a los cárteles de la droga en el extranjero, cobrando en criptomonedas para mantenerse al margen del sistema financiero y ganando decenas de millones en el proceso.

Esta operación de venta de precursores del fentanilo, sucede a pesar que el gobierno chino había prohibido el comercio y la minería de criptomonedas en 2021 en ese país. No cabe duda, que esta crisis del consumo de fentanilo, podría llevar al gobierno estadounidense a una cruzada por crear leyes que detengan los pagos realizados por los carteles de las drogas a las empresas chinas.

No obstante, en esa cruzada es posible que poco a poco se restrinja aún más la privacidad de las transacciones de las criptomonedas del resto de los criptousuarios que no se dedican al comercio ni al tráfico de drogas u otras actividades relacionadas con el crimen.

Advertencia "La inversión en criptoactivos no está regulada, puede no ser adecuada para inversores minoristas y perderse la totalidad del importe invertido"

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.