FTX devolverá hasta $16.000 millones en medio de críticas de los acreedores

0
208

Abogados interventores del criptointercambio FTX Trading LTD, hicieron público un plan que “contempla la distribución centralizada a clientes y otros acreedores de todo el mundo de prácticamente todos los activos asociados con FTX en el momento de su colapso en noviembre de 2022″.

El plan fue anunciado el martes en la noche junto a una declaración, el cual prevé que los clientes con activos por valor de 50.000 dólares o menos en la plataforma (que, según dicen, son el 98% de los usuarios) obtendrían el 118% del valor de sus activos en el momento de la declaración de quiebra de la empresa.

De acuerdo al comunicado, el grupo de empresas que constituían FTX colapsó precipitadamente hace 17 meses, durante la segunda semana de noviembre de 2022. Dicho grupo estaba integrado en ese momento, por “una mezcla desorganizada de más de 100 entidades legales en docenas de jurisdicciones de todo el mundo”.

Debido a las debilidades del liderazgo del criptointercambio, principalmente de su fundador, Sam Bankman-Fried y sus colegas jóvenes, que dirigían un negocio global desde Las Bahamas, “sin una junta directiva en funcionamiento ni ningún líder senior con experiencia empresarial significativa”, organizar todo ese negocio era un reto legal.

Por otro lado, Bankman-Fried “había solicitado miles de millones de dólares en inversiones de clientes, prestamistas, socios comerciales, empleados y accionistas, y luego había gastado las ganancias en inversiones malas o ilíquidas, proyectos vanidosos, patrocinios de celebridades, donaciones políticas, y gastos personales suntuosos, incluidos aviones y bienes raíces de lujo”.

De allí que, “enfrentar una corrida en las bolsas, un enorme déficit de activos de los clientes, la ausencia de una junta directiva funcional que intervenga y proporcione dirección, declaraciones de insolvencia involuntaria en las Bahamas y Australia, junto a la probabilidad de otros procedimientos de insolvencia involuntarios e incautaciones regulatorias en todo el mundo”, llevó a la gerencia a ceder el control a John J. Ray III, como CEO y ejecutivo de reestructuración.

Ray III, fue elegido porque posee “amplia experiencia en asuntos de similar escala” por lo que “en las primeras horas de la mañana del 11 de noviembre de 2022”, tomó el control de FTX y el grupo de empresas que constituían el segundo criptointercambio más grande de todo el mundo, incluso por encima de Coinbase, que ya es mucho decir.

Posteriormente, Bankman-Fried, fue a juicio, donde luego de varias semanas de descubrir lo que  hacía con el dinero de los usuarios, su suntuoso estilo de vida y manejo discrecional de recursos de la empresa, la fue condenado en marzo a 25 años de prisión tras habérsele hallado culpable de fraude y otros delitos financieros que reconoció.

A lo largo de estos meses, los abogados encargados de la reestructuración, realizaron una serie de procedimientos para recuperar activos, tasarlos, negociarlos a fin de crear la liquidez necesaria para pagar a los inversores que habían depositado sus criptoactivos y su confianza en el criptointercambio.

No obstante, contra todo pronóstico los abogados reestructuradores de FTX, afirman que sus clientes recuperarán todos los activos que perdieron tras la quiebra de 2022, mediante un plan que contempla, devoluciones totales por una cantidad de entre 14.500 y 16.300 millones de dólares.

No obstante, esta fue solo la presentación del plan ante el tribunal de quiebras de Delaware, donde se lleva el caso de FTX, a cargo del juez John T. Dorsey, por lo que aún se debe esperar la aprobación por parte de este.

Según John Ray III, CEO y director de reestructuraciones de FTX, este plan “contempla la devolución del 100% de los montos de los reclamos de quiebra más intereses para los acreedores no gubernamentales”.

Dichos fondos fueron obtenidos, “monetizando una colección extraordinariamente diversa de activos”, en su mayoría inversiones mantenidas por la compañía y sus filiales y reclamaciones de litigios.

Del mismo modo, se resolvieron varias demandas contra FTX, incluyendo los 24.000 millones de dólares que había solicitado el Servicio de Impuestos Internos (IRS, «por sus siglas en inglés») de Estados Unidos para el período anterior a la presentación del plan de compensación, el cual se resolverá con el pago de 200 millones de dólares en efectivo.

Asimismo, luego de honrar pagos pendientes en otros litigios contra FTX, se le hará otro pago al IRS, por otros 685 millones de dólares para solventar finalmente la deuda con esa agencia. Pero no todo lo que brilla es oro, ya que un grupo de acreedores no están dispuestos a aceptar ese plan.

Aunque el plan, facilita que todos los acreedores recuperen hasta en 118%, los fondos que habían perdido durante la quiebra del criptointercambio FTX, estos afirman que la propuesta es bastante menos espléndido de lo que parece.

Este bloque de acreedores descontentos, suma hoy por hoy más de 1.600 demandantes y comenzó a formarse en enero de este año, los cuales esperan votar en contra de su aprobación en el venidero mes de junio.

Los líderes de este grupo de acreedores, Sunil Kavuri y Arush Sehgal, ya avisaron que instarán a los miembros a votar en contra. De hecho, Sehgal dijo que “Los porcentajes de recuperación se extraen de una base de referencia falsa. Es una narrativa falsa”, y añadió que también es “un insulto a los acreedores”.

Si bien es cierto, que este plan de quiebra diseñado para FTX, crea una hoja de ruta hacia la recuperación total de las acreencias, más intereses causados, este grupo de acreedores dicen que al ser aprobado Ray III y su equipo, pueden cambiar de rumbo a discreción.

Además, Ray III y su equipo podrán sustituir su actual consejo de administración por nuevos miembros de su elección, disolviendo el Comité de Acreedores No Garantizados (UCC, «por sus siglas en inglés»), que hasta ahora poseía la voz oficial en la bancarrota, lo que permitirá que Ray III actúe “con impunidad”, de acuerdo con Sehgal.

De hecho, Sehgal que anteriormente formó parte del UCC, dijo además que “Hay un millón de formas en que los acreedores se verían perjudicados. El administrador del plan podría incumplir las promesas. Todo esto son estimaciones”.

Igualmente, advirtió que este plan también limitaría la capacidad de los acreedores para buscar otros modos de recuperar su dinero por completo, por lo que votarán en contra del mismo.

Advertencia "La inversión en criptoactivos no está regulada, puede no ser adecuada para inversores minoristas y perderse la totalidad del importe invertido"

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.