Traduciendo al español “Mastering Bitcoin” de Andreas Antonopoulos

Traduciendo al español “Mastering Bitcoin” de Andreas Antonopoulos

 

Andreas M. Antonopoulos, emprendedor y técnico, se ha convertido en una de las figuras más conocidas y respetadas del ecosistema Bitcoin. Andreas hace que los temas complejos sean accesibles y fáciles de entender. Él es el autor del libro “Mastering Bitcoin, publicado por O’Reilly Media, traducido a nueve idiomas. En España ha sido traducido por un equipo de traductores, en Territorio Bitcoin hemos entrevistado a dos de ellos, José Felip Daras y José Antonio Bravo Mateu.

 

Andreas

 

José Felip Daras (J.F.) se autodefine como un humilde informático con muchos años de experiencia, curioso e impaciente. Miembro de la Asociación Valenciana de Bitcoin y otras Tecnologías (AvalBit) desde la que promueve el uso y conocimiento de las criptomonedas mediante talleres, estudios e investigaciones. Se encarga de la promoción y expansión y del soporte técnico de la web de la AvalBit. A su vez es colaborador de Territorio Bitcoin.

Jose-Felip

 

José Antonio Bravo Mateu (J.A.), un constante aprendiz de todo lo relativo a Bitcoin, Blockchain, criptomonedas y medios de pago electrónico. Lee todo lo que cae en sus manos, ha llegado a colaborar con algún medio del ecosistema. Siente curiosidad por desvelar qué hay más allá de los meros intercambio de valor que se produzcan gracias a estos nuevos instrumentos y su aplicación, tanto desde el punto de vista financiero como no.

 

Jose-A-Bravo

¿Qué podéis contarnos de vuestro reciente trabajo como traductores del libro de Andreas M. Antonopoulos?

(J.F.) No lo definiría como un trabajo, es más bien, una colaboración desinteresada. Cuando Andreas M. A. público su libro en papel “Mastering Bitcoin”, hizo un guiño a la comunidad poniendo a disposición en la web Transifex una copia para que voluntarios lo tradujesen.
Una oportunidad única de reforzar mis conocimientos de Bitcoin y Blockchain de la mano de uno de los mejores “gurús”, leer su libro mientras a su vez, lo traducía al español.
Una traducción de este tipo, implica a más personas, que verifican a su vez lo que propiamente yo traducía, no importa el porcentaje de texto que hayas traducido, sino el esfuerzo de todos en conjunto por grande o pequeño que sea.

(J.A.) Suelo leer bastante en inglés, lo hice de una forma tan desinteresada que hasta no ver “jabravo” (mi nombre de guerra en redes sociales) en las líneas de agradecimiento no caí en ello. Lo traduje más para aprender que por otra cosa.

¿Cómo os implicasteis en el proyecto de traducción?

(J.F.) El 30 de Mayo de 2015, recuerdo la fecha ya que fue la semana siguiente de presentar AvalBit de forma oficial. Me uní al proyecto de traducción (es libre y puede hacerlo cualquiera) viendo que de esa simple manera, realizaba una gran colaboración al ecosistema, también en esa época disponía de tiempo para realizarlo.

(J.A.) De una forma bastante curiosa, entré a interesarme por el libro, vi que había una versión para traducir al Castellano y me puse a ello de una manera tan natural que si Andreas propusiera su traducción al Catalán, me pondría sin dudarlo en mis ratos libres.

 

masteringbitcoin

¿Cómo veis el futuro de Bitcoin? ¿Cómo será en España?

(J.F.) Bitcoin y Blockchain han venido para quedarse, como moneda y como tecnología. Es el principio de otras nuevas aplicaciones que veremos su uso muy pronto. Los contratos inteligentes o Smartcontracts con Etherum, Maidsafe con una internet distribuida, un conjunto de “Colored Coins” y “tokens” que harán el que el concepto actual tecnológico cambie y evolucione a, me atrevo a decir, una nueva Internet, una red de redes redistribuidas y sostenidas
En España estamos verdes todavía, y más globalmente en Europa también. Tardaremos en asimilar su necesidad y usabilidad, pero todo llegará.

(J.A.) Miro Bitcoin con mucho cariño. Es el principio de todo un movimiento revolucionario que ha conseguido cambiar el paradigma de las monedas Fiat. Resuelve el problema de los generales bizantinos y el doble gasto, por no hablar de su creación descentralizada. Sin embargo al mismo tiempo, su subsistencia se ve amenazada por la falta de un consenso efectivo por parte de los actores que apoyan la moneda.

Hace falta crear mecanismos de consenso útiles, que eviten riesgos. La escasez de nodos, el halving y los retrasos en las confirmaciones me parecen riesgos lo suficientemente grandes como para no estar preocupado.

¿Qué opináis de otras criptomonedas? ¿Merece la pena mantener un porfolio con distintas opciones? o ¿es mejor apostar todo a una de ellas?

(J.F.) Las otras criptomonedas son necesarias, ya que muchas contienen mejoras o evoluciones del propio Bitcoin, con fines específicos de usabilidad o de implementación de características especiales. No obstante, Bitcoin puede absorber a la mayoría, mediante su tecnología puede evolucionar y cambiar su protocolo por consenso, y a su vez, convivir con ellas.

Disponer de varias criptomonedas en cartera hoy en día es un mero hecho especulativo a nivel de inversión. Es como si tuvieses Yuanes, Dólares y Liras guardadas en un cajón de casa por si, algún día, viajas a China, EEUU o Londres… ¿realmente tienes planificado ir a esos sitios? ¿A “todos” esos sitios? Solo cuando sepas que vas a viajar a un sitio en concreto, cambia tu moneda. Cuando necesites una criptomoneda para algo específico, si tienes Bitcoin, siempre podrás hacer ese cambio, o puede que no sea ni necesario (“colored coins”).

No apuesto, investigo, hago pruebas, y demuestro los resultados.

(J.A.)Hay criptomonedas que me parecen interesantes, más por su utilidad en sí que como medios de pago, como Ethereum, Maidsafe o Namecoin. También creo que hay criptomonedas/medios de pago que pueden darnos características interesantes que adoptar en futuros BIP (cambios en el protocolo) de Bitcoin.

Creo que hay que tener un ojo puesto en algunas de las más interesantes, como las mencionadas. Con respecto a su utilidad como inversiones, pues déjame decirte que a mí me pasa como a Andreas Antonopoulos, que lo que realmente me interesa es la utilidad de Bitcoin como protocolo, y no como moneda, y por lo tanto me da igual si su precio es de una milésima de céntimo de euro o de mil millones de euros por Bitcoin, pues me interesa más que se extienda y se utilice, y la gente comprenda los beneficios de su uso que su precio.

Invierto más tanto en tiempo como en dinero en conocerla que en especular con ella.

Contenido extra:

Descarga el libro traducido al español en formato .PDF

 

 

Sientete libre de compartir

No se admiten más comentarios