Nuevo “Viernes Negro” para Bitcoin gracias a la Fed

0
957

El pasado viernes 19 de agosto, bitcoin (BTC) y los principales criptoactivos, sufrieron una caída en sus cotizaciones, marcando nuevos mínimos mensuales, lo que derivó en una liquidación de más de $500 millones, según reportó Coinglass en su herramienta online de análisis de mercado.

La jornada del más reciente viernes negro para el mercado de criptoactivos, que en su desplome, llevó el precio del BTC por debajo de $21.500 perdiendo sobre el -8,7%, y el ether (ETH) de Ethereum a $1.700, perdiendo un -9.4%, en una caída que se vio reflejada en todas las demás criptomonedas del Top 10, así como en el resto de activos cotizados.

BNB (BNB) tuvo una caída del -7,2%, XRP (XRP) del -10,7%, Cardano (ADA) -13,3%, Solana (SOL) -10,4%, Dogecoin (DOGE) -14,6%, Polkadot (DOT) -11,5%, Shiba Inu (SHIB) -10,5%, Lido Staked Ether (TETH) -9,5% y Avalanche -11,6%, cerraron el Top 10 del viernes.

Esta puntual caída del mercado, en esta oportunidad se debió a una salida de capital del ecosistema cripto, pero no está basada en la toma de beneficios o a un posible crash, ni tampoco motivado a una baja en el sentimiento del mercado.

Los analistas coinciden en que la posición de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) sobre la próxima subida de tipos, es una vez más, la principal causa de este derrumbe en las cotizaciones del mercado de criptoactivos.

La semana pasada, se conocieron los extractos de las actas de la última reunión de la Fed, que se llevó a cabo a fines de julio. Allí el ente rector de la economía de EEUU, indicó que continuará subiendo los tipos de interés de referencia, aunque agregó que “en cierto momento” será apropiado moderar los incrementos.

De allí que inversores y analistas estiman que la Fed, mantendrá el “hawkish” (término anglo que se emplea en las finanzas, para referirse a un pronóstico negativo sobre la inflación) con respecto a la subida de tasas de interés para frenar aún más y reducir la inflación de EEUU para la próxima reunión.

Esto hace que los inversores, al no haber incentivo para ganancias en activos volátiles con los criptoactivos, se decanten por buscar rendimiento de los activos de menor riesgo en los mercados tradicionales, que operaron a la baja tras este anuncio de la Fed, resultando más atractivo.

Los mercados cerraron la semana, con una fuerte retirada de capital del mercado de criptoactivos, que fue a parar a los mercados bursátiles tradicionales, como parte de una posición más conservadora de los inversores.

Y es que en este último encuentro de la Fed, se decidió una segunda alza de tipos en 0,75 puntos porcentuales de sus tasas de referencia, como parte de una medida para controlar la inflación “inaceptablemente alta” de EEUU con la finalidad de llevarla nuevamente sobre el 2% que considera adecuada para la economía.

Hasta ahora la Fed ha subido sus tasas cuatro veces este año, incluyendo dos aumentos de 0,75 puntos porcentuales en junio y julio, para mitigar una inflación anualizada del 9,1% en junio. Estos aumentos han llegado a niveles no vistos desde 1994 del siglo pasado.

Asimismo, en esa reunión se evaluó el “riesgo” que puede traer asociado para la actividad económica de ese país, un aumento de las tasas más allá de lo necesario. Aunque en un aspecto más positivo, los mercados se animaron luego de los comentarios del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, sobre el fin de la subida de tipos.

Estos comentarios sobre “una ralentización de las rápidas subidas de tipos que llegaría con el tiempo”, impulsaron de nuevo la actividad en los mercados, hasta este miércoles que se conocieron los extractos de las actas de la última reunión de la Fed.

En las actas conocidas como “minutas”, quedó claro que los funcionarios hicieron lo posible por disipar parte de ese exceso de optimismo, enfatizando que la Fed está comprometida a continuar su batalla contra la inflación, para estabilizar la economía norteamericana.

No obstante, es de destacar, que las acciones de la Fed, ya han dado algunas señales positivas, con la moderación entre junio y julio de los precios al consumo, quedando estos anualizados en un 8,5%, lo que se sumó al informe de la baja sostenida en los precios de los combustibles, un ítem clave en la canasta de gastos de los estadounidenses en general.

No obstante, los miembros de la Fed, sostienen que no se puede confiar únicamente en un descenso de los precios de los combustibles para que la inflación sea controlada, pues una caída de la demanda también es un factor a tomar en cuenta en esa bajada de los precios.

Sin embargo, para los analistas de la Fed están claros que gracias a las rápidas y agresivas medidas tomadas, para controlar la inflación, se puede observar que han empezado a surtir efecto en los indicadores.

De acuerdo a las estimaciones de la Fed, estas medidas no afectarían en mayor medida la expansión de la economía estadounidense previstas para el segundo semestre de este año. De hecho, en las actas se señala que “muchos esperaban que el crecimiento de la actividad económica se produjera a un ritmo inferior a la tendencia”.

Como factor clave, están los datos del mercado laboral que se ha mantenido al alza, luego que durante el mes de julio, en EEUU todavía estaban disponibles casi dos puestos de trabajo vacantes por cada persona desempleada de la población activa.

A pesar que los inversores, han preferido esta vez, migrar al mercado bursátil tradicional, vale recordar que la propia Junta de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, está mostrando un cambio de postura frente a los criptoactivos, a los cuales ve como una oportunidad de negocios.

Advertencia "La inversión en criptoactivos no está regulada, puede no ser adecuada para inversores minoristas y perderse la totalidad del importe invertido"

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.